Constuyendo un mundo mejor

Archivo para la Categoría "Lecturas"

Somos vida…

Somos vida…

Todos tenemos nuestro infierno, momentos de pena, de furia, de tristeza. Momentos de dudas, de incertidumbre, de miedo punzante. Llenos de enojos, de bronca contenida, de palabras atragantadas en el alma que no salen y sacuden la calma. De lágrimas por fracasos y proyectos enterrados.

Todos tenemos nuestro cielo, momentos de gloria, de risas, de abrazos. Momentos de certezas, de esperanzas y sueños. Momentos de amores plenos, profundos, verdaderos. Llenos de seguridad, de fe, de ideas brillantes, de palabras bien dichas y corazones en sintonía.

Que fácil sería aceptar mi infierno y mi cielo así como aceptar los de los que caminan conmigo por la vida.

Todos somos un poco de todo esto, luz y sombra, blanco y negro, agua y fuego, noche y día.

Un universo en cada alma, a cada paso marcando caminos.

Somos infierno,

Somos cielo,

Somos vida.                                                                                                            Marga Marga Tascon

AMOR MÁS ALLÁ DEL AMOR

AMOR MÁS ALLÁ DEL AMOR

Ama, sabiendo que la persona a la que amas podría no estar aquí mañana, sabiendo que hoy podría ser el último día para encontrarse realmente, sabiendo que no puedes saber cómo termina la historia. Porque, ¿qué quedaría en esta vida si no tenemos nada que perder? 

Preocúpate, preocúpate profundamente, preocúpate hasta que duela, preocúpate a pesar de lo que diga la gente, a pesar de las burlas y el rechazo y el riesgo de ser mal interpretado, preocúpate tanto, al grado que deje de preocuparte lo que te pueda llegar a suceder. 

Sumérgete, sumérgete con toda tu voluntad, en este agridulce misterio del amor, sin saber lo que es el amor y amar de todos modos, como un tonto, como un niño fascinado, como un loco, como alguien que ha olvidado cómo ser cínico, o cómo ser discreto. 

Ama hasta que tu voz se quiebre, y tu corazón se estremezca y tus piernas tiemblen, y tus filosofías se conviertan en polvo, y hasta que tu inteligencia incline su cabeza con vergüenza y reverencia. 

Y serás llevado hasta los lugares más oscuros, y tu corazón será encendido en llamas por aquellos a quienes nunca fuiste capaz de abrir tu corazón, y serás recordado de lo que siempre, en secreto, supiste: 

Que con el tiempo, olvidarás todo, excepto cómo morir, y cómo amar. 

~ Jeff Foster

APRENDI

APRENDI QUE EN MI ESTA LA GLORIA Y LA DERROTA,

APRENDI QUE SI PUEDO MANEJAR MIS PENSAMIENTOS MIS DIAS SON MUY DIFERENTES

APRENDI QUE DE NADA SIRVE RESISTIR LO QUE NO VOY A PODER CAMBIAR,

APRENDI QUE NO DEBO DISCUTIR CON GRANDES MISTERIOS,

APRENDI QUE ASI ES LA VIDA Y QUE NADIE ME PROMETIO OTRA COSA

APRENDI QUE SI NO APRENDO A SOLTAR LO QUE ME LASTIMA;PUEDO ENFERMAR,APRENDI QUE SOLTAR NO ES DEJAR DE AMAR,

APRENDI QUE MI FAMILIA NECESITA DE MI Y QUE NO TENGO DERECHO A VIVIR “MIRANDO MI OMBLIGO……

APRENDI A SOLTAR LOS PENSAMIENTOS QUE ME TORTURAN,

APRENDI QUE DEBO ELEGIR DE QUE MANERA QUIERO VIVIR……

Y POR FIN APRENDI QUE TENGO EN MIS MANOS EL SECRETO PARA VIVIR Y HACER QUE MI COMPAÑIA SEA AGRADABLE PARA LOS QUE ME RODEAN…..POR FIN APRENDI A QUE PUEDO MANEJAR MIS PENSAMIENTOS Y QUE AHI ESTA EL SECRETO PARA ENCONTRAR EL ANSIADO ALVIO .

UNA CONVERSACIÓN CON LA SOLEDAD

 

 

-Me siento solo.

-Fantástico. Una invitación a intimar con la soledad. 

-¿Qué quieres decir?

-Intenta esto: suelta la palabra ‘soledad’ por un momento. Siente las puras sensaciones en el cuerpo. ¿Dónde las sientes? Siente los aguijones, los cosquilleos, las vibraciones…

-Lo siento en el estómago. Es como una sensación sola, vacía.

-Fabuloso. Ahora suelta las palabras ‘sola’ y ‘vacía’. Conecta con lo que está ahí sin acudir a esas descripciones de segunda mano.

-De acuerdo. Lo siento… vivo. Cálido. Es una sensación como un hormigueo.

-Bien. Permanece con ello.

-Lo siento suave. Tierno. Vulnerable. Se parece a… la vida.

-Bien. Permanece ahí un rato. Haz a estas sensaciones el regalo de tu amable atención; no intentes cambiarlas o suprimirlas. Permite que todos los pensamientos e imágenes, todas las historias y juicios vayan y vengan en tu cálida presencia. Permite que floten como nubes en el cielo. ¿Qué más notas aquí donde estás? Puedes poner la mano en la parte de ti que se siente sola, si quieres…

(Pone las manos en el estómago.)

-Es curioso. A medida que presto atención, la atención se va aflojando. Hay más espacio alrededor del sentimiento de soledad. Es como si estuviera sostenido por algo… Algo grande, espacioso…

-¿Se siente sola esta sensación de espacio?

-No. La siento… íntima. Abierta. Viva. No sola. Siento que puedo respirar…

 

Cuando dejamos de distraernos y nos sumergimos, valerosamente, en el centro de cualquier sentimiento, positivo o negativo, correcto o incorrecto, cómodo o incómodo, redescubrimos el vasto océano que somos. Todo sentimiento está hecho de una inteligencia indescriptible y contiene un mensaje oculto.

 

Jeff Foster

¡SILENCIO! LA TIERRA LLENA DE VIDA ESTÁ.

 

 

 

La tierra está llena de vida. Los bosques, las plantas, los animales, los peces del mar, los pájaros del cielo, la vida está acompañando este universo, y todos están asistidos por la vida, los árboles, los vegetales, las plantas, los peces, todos los animales. Todos están asistidos y acompañados por una vida que no les deja, por una vida que no fenece, por una vida que no acaba.

La vida nunca ha abandonado este cosmos. La vida nunca se ha desinteresado de este Universo. La vida siempre se eterniza.

En el silencio uno se abre a esta vida, porque se abre esta presencia íntima. En el silencio ábrete a la vida!. La vida lo ha alumbrado todo, no hay más que recibirlo, no hay más que estar atento, no hay más que darse cuenta, la vida brota en el cosmos, día a día, la vida brota en esta tierra, cada día, en cada estación, la vida se siente, la vida no se piensa. A veces nosotros, no hacemos más que pensar en la vida, pero pensar en la vida no es vivirla, la vida es para sentirla, la vida es para tocarla, la vida es para dejarse atravesar por ella, la vida no se mete en unos conceptos; meter en unos conceptos la vida es casi encarcelarla, es como infartarla, es como limitarla. A la vida hay que dejarla suelta, a la vida hay que dejarla libre, la vida queda libre en el silencio, la vida queda en holgura y en libertad cuando uno verdaderamente hace silencio, entonces la vida se expande, se expansiona más allá de nuestras previsiones, más allá de nuestra esperanza. Pero nosotros seguimos empeñados en pensarla, en reflexionarla, en encarcelarla, es un modo de aprisionar la vida, es un modo de recortar la vida, es un modo… casi, casi… de infartar la vida.

No somos nosotros los que guiamos a la vida. A veces nosotros, en este empeño, que preside muchos de nuestros movimientos, quisiéramos reconducir la vida, reconducir el amor. En el silencio vas a aprender que la vida no se conduce, nos conduce la vida, nos guía la vida, como no podemos conducir el amor, no podemos maniobrar sobre el amor, es mejor dejarse guiar, es mejor dejarse conducir, dejarse llevar, ser dóciles al amor, es mejor también dejarse conducir y dejarse llevar por la misma vida, es mejor dejarse guiar por el silencio, es mejor dejarse llevar por él, es bueno ser dóciles al silencio.

Ser dóciles al silencio es como ser discípulos del silencio, ser discípulos del silencio significa… ser libres para vivir.

En el silencio dejar que la vida vaya manando, dejar que la vida crezca, que la vida se desarrolle, que la vida disfrute de libertad, en el silencio se borran todos los recortes que pueden aprisionarla, en el silencio se crea la atmósfera libre y propicia para la vida.

José Fernández Moratiel. O.P.

Gratitud

NUNCA ES TARDE PARA LA GRATITUD

 

Este momento es sagrado,

porque es todo lo que hay.

 

El recuerdo de los momentos que se han ido y el sueño de los momentos por venir, ambos surgen en este momento, acogidos en un abrazo incondicional más allá de la mente.

 

Nunca olvides

que este momento

es la fuente, el manantial,

el lugar en donde la vida se da,

el origen y el destino

de tu vivo corazón.

 

Respira en esto que es sagrado,

celebra la vitalidad de las cosas,

y sigue con tu día.

 

Nunca es tarde

para la gratitud.

 

– Jeff Foster

FELICIDAD…

LA VERDADERA FELICIDAD

Mientras pienses
“Yo soy feliz”,
estarás bailando
con tu infelicidad.

La felicidad no está en el “feliz”
sino en el “Yo Soy”,
en la fuente.

Las olas de la felicidad
se transforman en olas de infelicidad
muy fácilmente.

Pero el “Yo Soy” nunca cambia;
es el Océano;
este sentido deliciosamente cálido
de estar vivo.

Conócete a ti mismo;
esa es la verdadera felicidad,
anterior al tiempo.

– Jeff Foster

Nube de etiquetas